• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
El expresidente fue llevado a la Fiscalía para que se le presenten los cargos en su contra.

El expresidente fue llevado a la Fiscalía para que se le presenten los cargos en su contra. | Foto: EFE

Publicado 16 junio 2019

"La Fiscalía le ha acusado de posesión de divisa extranjera y de aceptar regalos de manera extraoficial",  confirmó el fiscal Alaa al Din.

La Fiscalía de Sudán presentó este domingo la acusación formal contra el expresidente de Sudán, Omar al Bashir, por cargos de corrupción, en un acto que contó con la presencia del general depuesto el pasado 11 de abril en un golpe militar y preso desde entonces en una cárcel en el norte de la capital, Jartum.

LEA TAMBIÉN:

Enfrentamiento en Darfur, Sudán, provoca 17 muertos

"La Fiscalía le ha acusado de posesión de divisa extranjera y de aceptar regalos de manera extraoficial",  confirmó el fiscal Alaa al Din a los medios congregados a las puertas de la sede de la Fiscalía en la capital sudanesa.

Al Bashir, vestido con una tradicional chilaba (túnica) sudanesa de color blanco y tocado con un turbante, llegó a la Fiscalía escoltado por un convoy de vehículos militares y efectivos de la seguridad fuertemente armados.

El expresidente fue llevado a la Fiscalía para que se le presenten oficialmente los cargos en su contra, dijo un funcionario a la prensa.

En el poder merced a un golpe de Estado en 1989, Al Bashir fue destituido y arrestado por el ejército el 11 de abril en Jartum, tras un movimiento de protesta sin precedentes, desencadenado en diciembre por un fuerte aumento del precio del pan.

El sábado, el fiscal general dijo que Al Bashir debería responder por "corrupción y posesión ilegal de moneda extranjera".

La agencia oficial de noticias sudanesa, SUNA, informó el jueves pasado que el ex hombre fuerte de Sudán fue acusado de "poseer divisas extranjeras, ganar riqueza de manera sospechosa e ilegal, y ordenar (el estado de) emergencia".

El 21 de abril, el jefe del Consejo Militar de Transición, el general Abdel Fatah al Burhan, anunció que se habían hallado 113 millones de dólares en tres monedas diferentes en la residencia del expresidente en Jartum.

Al Bashir fue derrocado por una revuelta popular que puso fin a 30 años de gobierno. El exmandatario está acusado de crímenes de guerra, crímenes contra la Humanidad y genocidio por el Tribunal Penal Internacional (TPI) por su supuesta implicación en las masacres cometidas a principios de la década pasada en la región sudanesa de Darfur.

Desde entonces, el país está sumido en el caos político, en manos de una junta militar acusada de asesinatos indiscriminados y violaciones contra los manifestantes que piden que el poder sea entregado a los civiles.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.